terça-feira, 26 de fevereiro de 2019

Casos de feminicidio ponen en alerta a autoridades y entidades

La ministra de la Mujer, la Familia y los Derechos Humanos, Damares Alves, dijo que una de las prioridades del ministerio es adoptar medidas para proteger y defender los derechos de las mujeres. “No escatimaremos esfuerzos para enfrentar la discriminación y la violencia contra las mujeres, especialmente el feminicidio y el acoso sexual”, dijo el lunes (25) en una sesión del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas.

El aumento de casos de feminicidio en el país es motivo de preocupación no solo para el gobierno federal, sino también para organizaciones internacionales como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). A principios de este mes, la comisión informó que en 2019 al menos 126 mujeres fueron asesinadas en Brasil. También se reportaron 67 intentos de feminicidio.

Según un sondeo de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), vinculada a las Naciones Unidas, de cada 10 feminicidios cometidos en 23 países de América Latina y el Caribe en 2017, cuatro ocurrieron en Brasil. Ese año, al menos 2.795 mujeres fueron asesinadas en la región. De este total, 1.133 eran brasileñas.

El Atlas de la Violencia 2018, publicado por el Instituto de Investigaciones Económicas Aplicadas (Ipea) y el Foro Brasileño de Seguridad Pública, indicó una posible relación entre el machismo y el racismo. La tasa de asesinatos de mujeres negras creció un 15,4% en la década que terminó en 2016. En total, el promedio nacional en el período fue de 4,5 asesinatos por cada 100.000 mujeres. En el caso de las mujeres negras, ese promedio llegó a 5,3, contra 3,1 de mujeres no negras.

Nadine Gasman, que representa a la Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de la Mujer (ONU Mujeres) en Brasil, dijo que la educación es un instrumento capaz de reducir los conflictos y promover la igualdad. “El reconocimiento de las relaciones de poder entre hombres y mujeres nos permite entender, por ejemplo, por qué las mujeres están, al mismo tiempo, estudiando y trabajando más y ganando menos. Es un problema estructural”, dijo.

Legislación

La abogada penalista Luiza Eluf, quien participó en los debates para elaborar la ley que clasificó el feminicidio como un crimen atroz, recordó que ese crimen debería ser tipificado para especificar por qué la mujer está muriendo. "Seguro de coches tienen un descuento para las mujeres porque ellas no mueren conduciendo. Mueren en su casa, a manos de sus parejas o exparejas”, dijo.

En la opinión de la abogada, los brasileños creen que las mujeres son objetos que le pertenecen. “Tenemos que denunciar esa calamidad. Ahora estamos dando un nombre al problema, aumentando la pena para los hombres que matan a las mujeres por cuestiones de género. Además de penalizar, hay que explicar la conducta. ¿Por qué los hombres matan a las mujeres?  Por qué se creen dueños de nuestras vidas”, dijo.

Un sondeo del Consejo Nacional de Justicia (CNJ), publicado en marzo del año pasado, mostró el volumen de casos relacionados con el feminicidio. En 2017, 2.795 demandas pedían la condena de un agresor, en una proporción de ocho nuevos casos por día, es decir, una tasa de 2,7 casos por cada 100.000 mujeres. En 2016 se abrieron 2.904 nuevos casos con el mismo perfil.

*Con información de la reportera Letycia Bond



Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit, sed diam nonummy nibh euismod tincidunt ut laoreet dolore magna Veniam, quis nostrud exerci tation ullamcorper suscipit lobortis nisl ut aliquip ex ea commodo consequat.

0 comentários:

Postar um comentário

Start Work With Me

Contate-nos
JOHN DOE
+123-456-789
Brasil, Bolívia, Argentina, Colômbia, Peru

Arquivo de Notícias

Periódico

Restey News - World

Recent Posts

Business

Pages

Pinterest

Featured